¿Qué estrategia comunicacional es la que más me conviene?

Tradicional, multimedia, transmedia, crossmedia.

La respuesta a ésta pregunta está ligada a varios factores: objetivos, duración, presupuesto.  De ahí la importancia de la consulta inicial, que en algunos casos no tiene costo.  Pero ¿por qué es oportuno este momento inicial del proceso?  Porque la producción comunicacional se ha venido a menos, por efecto del acceso y facilidad de manejo de herramientas propias de la producción, fruto de la oferta que encontramos en internet.  No es raro escuchar a las personas decir: «…pero, eso mi hijo (sobrino, secretaria, amigo chiquito, vecino) lo puede hacer», al referirse a la producción y gestión de contenidos comunicacionales.  Todo para ahorrarse un dinero; decisión que a la larga puede redundar en costos más altos, debido a que arreglar -en estos casos- siempre resultará oneroso.

Advertido esto, cumplo con lo ofrecido en la última entrada y comparto un ejemplo de cada una de las estrategias a las que he venido aludiendo.  Antes, no puedo dejar de mencionar que las formas más tradicionales de propagar información permanecen vigentes, quizá no como antes, me refiero al uso de la prensa, radio y televisión.

La estrategia multimedia utiliza varias plataformas para difundir un mensaje; de hecho, la prensa, radio y tv, se valen de dichas plataformas para amplificar su impacto.  Individuos y empresas que no tiene acceso gratuito a los medios masivos tradicionales, optan por la construcción de una página web, a la que le añaden: texto, sonido, imagen y sus variantes, para hacer más atractiva la propagación del contenido de su interés. Ciertamente hay quienes construyen su portal web y lo dejan en el abandono, porque no consideran necesario «gastar» (no invertir) más en esta forma de difusión de mensajes.

Una nueva forma de contar lo que ocurre, en un lenguaje adaptado a múltiples soportes y formatos para que la información sea lo más accesible posible para todos los públicos, y siempre abierta a los cambios tecnológicos de la sociedad digital del presente y del futuro, es la transmedia.

Finalmente está la crossmedia; neologismo que atiende a las formas narrativas que aparecen ligadas a los nuevos desarrollos tecnológicos, como a sus aplicaciones sociales. (Más información sobre crossmedia.)

Cualquiera que se nuestra decisión, recordemos que estas estrategias se aplican a cualquier contenido: comercial, educativo, político.  Espero que pronto me deje conocer su decisión.

Hasta una próxima entrada en la que me referiré al riesgo de dejar este trabajo en manos de aficionados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *